Juan Cruz Cruz estudia en Razón dietética (Sonega, 1999, 350 págs. a doble columna) los motivos que mueven al ser humano a seguir unas dietas o a seleccionar sus alimentos: no sólo el hambre fisiológica dirige esa selección, sino las ideas culturales que mueven a la sociedad. De ahí la gran variedad de apetencias nutritivas, la refinada percepción de determinados alimentos, el complejo acercamiento a la comida desde el punto de vista afectivo.

La idea central del libro es que un alimento no es un conjunto de hidratos de carbono, minerales y vitaminas; es eso, claro está, más unaforma, la forma de cultura, de religión, de aceptabilidad social que tiene: el alimento humano es un símbolo que aceptamos o rechazamos. Por eso, lo que en algunos ámbitos puede resultar repugnante o abominable, en otros sitios es valorado como un alimento básico. La industria alimentaria, la culinaria y la dietética están hondamente implicadas en esta valoración.

Una de las cuestiones actuales que el libro estudia es la estética de la delgadez la cual no es solamente una meta biológica, sino también cultural: existe una correspondencia entre la forma de alimentarse y la belleza estimada en la corporalidad humana. La delgadez parece ser un camino sin retorno en el mundo civilizado: incluso llega a convertirse en un problema patológico.

 

Artículos que te pueden interesar

Frutas de sartén para la alacena Juan van der Hamen y León (1596–1631), "Bodegón con dulces caseros". Desde antiguo las llamadas frutas de sartén o dulces de sartén se elaboran en...
Aquel divino arrope   Yo nací en un hermoso pueblo agrícola andaluz: cuyos palacios, iglesias y portadas blasonadas troquelaron de tal manera mi infantil mira...
Dietética palaciega de los pequeños placeres   The Morning Chocolate (1775/80),  Pietro Longhi in the Museo del '700. Venice El placer del chocolate: los libros de Piperi y Lavedán ...
Una cena romana opulenta: la de Trimalción   Una cena “opulenta” –o sea, profusa, copiosa y excesiva– no la podía ofertar durante el primer siglo de nuestra era un volunta...
El abundoso huerto de Lope Frans Snyders (1579-1657): “La frutera”. Ejecutó con gran habilidad y espíritu escenas de mercados y despensas. Fue muy apreciado por Rubens, con qui...
Uvas de Muñoz Sola   César Muñoz Sola (1921-), “Bodegón con uvas”. Este pintor navarro, de iniciativa realista e impresionista, hereda en sus bodegones el veris...
Cuatro gestos gastronómicos con el vino    A buen vino, no hay mal bebedor   Durante más de ocho milenios el vino ha acompañado al hombre en muy diferentes momentos y situaciones,...