Botero (1932-) propone otro concepto de alacena, con dos cuerpos: en ella recoge también dulces caseros y algunas frutas de temporada

 

Pedro Calderón de la Barca (1600-1681):
El Dragoncillo, entremés.

 

¡Oh tú, que de una empanada
sabes, y de una ensalada
a dónde escondida está!
A este rincón donde va
dásela a aquesa criada.
Y tú, que me oyes con pena,
pon en esotro rincón,
como si fuera alacena
un pedazo de jamón,
y alguna polla rellena,
y sea muy buena.
Mira que si no lo es,
o de tajo o de revés
haré en tu cara una cruz.

 

Artículos que te pueden interesar

El valor de los recetarios renacentistas En este libro sobre "La cocina mediterránea en la época del Renacimiento" (Estudios Alifara, 1997) Juan Cruz Cruz ofrece el estudio de dos obras funda...
Preferencias gustativas No hay gustos universalmente idénti­cos en la raza humana.El hombre no nace de­terminado por una preferen­cia gustativa de alimentos concreto...
Cocina y gastronomía como cultura El hombre, un "comedor" universalEntre todos los vivientes, sólo el hom­bre, al intentar alimen­tarse, produce una cocina gastronómica. Tambié...
La educación alimentaria, según el Parlamento Euro... Joachim de Beuckelaer (1533-1574): Bodegón.  Para un cocina bien surtida, el pintor se concentra en la imitación convincente de las texturas propias ...
Discursos de ingreso en la Academia Frans Hals (1581-1666): "Músico con vaso de vino".A mi modo de entender, quien realiza un discurso de ingreso en la Academia de Gastronomía, aunq...
Refranes para una dieta Juan Sánchez Cotán (1560-1627): “Bodegón de caza, hortalizas y frutas”. Sobria composición, de gran intensidad e intimismo, iluminada desde un latera...
El agraz-verjus en la historia de la gastronomía  ¿Qué es el agraz-verjus? El agraz-verjus es un condimento utilizado a lo largo de la historia de la gastronomía para ela­boraciones culinaria...