“Sacrificio de un cerdo”: siglo V a.C. Cerámica pintada en la antigua Grecia (Museo Nacional del Louvre).

“Sacrificio de un cerdo”: siglo V a.C. Cerámica pintada en la antigua Grecia (Museo Nacional del Louvre).

 

Cosas de poetas

Entre la variopinta correspondencia literaria que a veces mantienen los poetas, nos encontramos con dos vates contemporáneos. Me refiero al cubano  Nicolás Guillén y al gaditano  Rafael Alberti. Ambos se refieren, en tono de burla y guasa,  al cerdo con muy medidos versos castellanos, alabando la calidad gastronómica del jamón, capaz de hacer bueno el vino segundón.

Ya los poetas del Siglo de Oro sabían de las gracias gastronómicas del jamón; concretamente Lope de Vega (Epístola al Contador Gaspar de Barrionuevo) alaba el curado en la Sierra de Aracena:

 

Jamón presuto de español marrano
de la sierra famosa de Aracena
adonde huyó del mundo Arias Montano.

Se refiere al cerdo ibérico, con el que las buenas gentes del pueblo dieron forma a una pulida cultura gastronómica. Jamón presuto (del término latino praesuctus) era el jamón “curado”, al que se le había sacado la humedad.

Otras veces entra el jamón (o tocino) en el verso con modos maliciosos, como los que usa Quevedo para mofarse de la posible ascendencia judía de Góngora, reflejando cruelmente que los judíos no comen cerdo por prescripción religiosa:

Yo te untaré mis obras con tocino…
porque no me las muerdas, Gongorilla,
perro de los ingenios de Castilla,
docto en pullas cual mozo de camino.

*

Un poema a Rafael Alberti

El origen de la aludida correspondencia está en el hecho de que, primero, Nicolás Guillén dedicó al poeta Rafael Alberti  un soneto en el que virtualmente le entregaba un jamón:

Este chancho en jamón, casi ternera
anca descomunal, a verte vino,
y a darte su romántico tocino
gloria de frigorífico y salmuera.

Quiera Dios, quiera Dios, quiera Dios, quiera
Dios, Rafael, que no nos falte el vino,
pues para lubricar el intestino,
cuando hay jamón, el vino es de primera.

Mas si el vino faltara y el porcino
manjar comerlo en seco urgente fuera,
adelante comámoslo sin vino,

que en una situación tan lastimera
como dijo un filósofo indochino
aún sin vino, el jamón es de primera.

 *

Un poema a Nicolás Guillén

Por su parte, Rafael Alberti le contestó agradecido, y muy ingeniosamente, con otro soneto que incluye, además del vino, una botella de champaña y unos huevos fritos con patatas:

Hay vino, Nicolás, y por si fuera
poco para esta nalga de porcino,
con una champaña que del cielo vino
hay los huevos que el chancho no tuviera.

Y con los huevos, lo que más quisiera
tan buen jamón de tan carnal cochino,
las papas fritas, un manjar divino
que a los huevos les vienen de primera.

Hay mucho más, el diente agudo y fino
que hincarlo ansiosamente en él espera
con huevo y papa, con champaña y vino.

Mas si tal cosa al fin no sucediera
no tendría, cual dijo un vate chino,
la más mínima gracia puñetera.

Alberti, como se puede apreciar, es más socarrón que Guillén. Y se atreve a calificar con expresión desgarrada la situación de  no tener vino para acompañar el jamón. Todo un detalle.

Y ambos poetas apuntan a los sinónimos que, en cada caso, abren una ventana de sabor al hambre despertada por el regalo que consistió en pernil: chancho, cochino, gorrino, marrano,  puerco, tocino…

Personalmente estoy con los dos poetas, resignados a no probar el vino: bastaría con el buen solitario jamón (Guillén) o con el menú de Alberti: jamón con huevos fritos y patatas.

Artículos que te pueden interesar

Una historia de la alimentación Esta obra, bastante voluminosa (Fayard, 2009), en la que han participado unos cincuenta historiadores, se realizó bajo la dirección de Jean-Louis Flan...
Casquería Casquería: una cultura gastronómica Cuando se me ofrece algún plato de casquería, siempre me acuerdo de la aversión que don Miguel de Unamuno m...
Maestresala, oficio de mediación Ernest Descals Pujol (1956-): “En el restaurante”. Con gran fuerza plástica manifiesta un momento de relación interpersonal. Maestro: maître, maestr...
El vegetarismo como fenómeno cultural   Símbolos del vegetarismo El vegetarismo actual es un fenómeno cultural. El aspecto desde el que mejor se puede apreciar la índole cul...
Propiedades de los sabores Características generales de los sabores Muchos autores del siglo XIX tenían la teoría de que la percepción del gusto era comparable a la de la...
Las liturgias de la mesa  El hombre consume entre 75.000 a 100.000 comidas en el curso de su existencia; eso significa que consagra a ese menester entre 13 y 17 años de su vid...
Dietética palaciega de los pequeños placeres   The Morning Chocolate (1775/80),  Pietro Longhi in the Museo del '700. Venice El placer del chocolate: los libros de Piperi y Lavedán ...