En el libro «Dietética medieval» (Alifara Estudios, 1997) Juan Cruz Cruz presenta las claves de los regímenes de salud antiguos al filo de un episodio del sanguíneo Sancho en «El Quijote». Se vale para ello de varios textos antiguos, especialmente del «Régimen de salud» del médico medieval Arnaldo de Vilanova. El autor vuelve la vista atrás para comprender cómo entendían los medievales sus necesidades de mantenimiento y el efecto de los alimentos sobre su propio organismo. Los dietistas medievales, aunque desconocían qué es oxidación o anhídrido carbónico, intuían muchas cosas básicas sobre la nutrición que hoy sabemos a través de la experimentación científica. A modo de apéndice, se ofrece la traducción, debidamente anotada, de la obra de Arnaldo de Vilanova.

La incorporación de esta obra a la bibliografía actual, más allá del ámbito universitario, quiere dar satisfacción también a quienes desean adquirir una sólida cultura alimentaria y pretenden comprender mejor la literatura gastronómica de otros tiempos -los recetarios también- que con esta aportación se hace comprensible y amena.