El ser humano no se mueve por motivos fisiológicos para elegir una dieta o un alimento concreto: son lasideas, los elementos psicológicos, afectivos y culturales que lo envuelven, los que disponen el complejo acercamiento del hombre a la comida. Tal es la tesis inicial que Juan Cruz Cruz desarrolla en su libro «Teoría elemental de la Gastronomía» (Eunsa, 2002).

El alimento, que es fundamentalmente símbolo, está recubierto de una forma, la forma de la cultura -de su valor social o religioso-, por la que lo aceptamos o rechazamos, haciéndolo parte de nuestra identidad personal y cultural.
La teoría de la gastronomía que Juan Cruz propone es «elemental», en el sentido de fundamental o necesaria; en primer lugar, para la comprensión del fenómeno gastronómico en su globalidad, que incluye en sí tres planos: biológico, psicológico y cultural, que el gastrónomo ha de tener en cuenta. Por ello, en este libro no se encontrarán sólo unas pocas nociones básicas o un tratado sencillo referido, por ejemplo, a la culinaria o a la preparación de alimentos, sino que se incluyen también los otros factores que caracterizan el hecho gastronómico como un fenómeno cultural por excelencia.

 

Artículos que te pueden interesar

“¡Ánimo, a las gachas, que son de arrope!” Adolphe Guillermo Bouguereau (1825-1905): “Las gachas de avena”. Pintor realista, de corte academicista y tradicional. Su gran preocupación fue el ri...
Emociones blancas: manteles y servilletas Jacques Autreau: "Les buveurs de vin" (1730). Todavía en el siglo XVIII, la servilleta, de grandes dimensiones, reposaba sobre el torso y las rodilla...
Restaurante con ambiente familiar: servicio y cuid...   Ignacio Díaz Olano (1860-1937): “En el restaurante”. Con una sólida consistencia dibujística, conserva la línea del contorno y hace entrar ...
Vegetarismo y vegetarianos   Pieter Aertsen (1508-1575): “Vendedora de verduras en el mercado”. Este animado bodegón, ambientado en un entorno urbano, recrea con sencil...
Gerodietética antigua: de calores y fríos MARIANO J. M. B. FORTUNY, 1838-1874: “Viejo al sol” (Museo del Prado). En el cuadro se resalta el naturalismo de la figura: el declive de la piel y l...
Escasez y abundancia de alimentos   Nuevas tierras de cultivo Me preguntan si son suficientes los recursos alimentarios existentes en el mundo para calmar las necesidade...
El libro de cocina de Ruperto de Nola Libre del coch (1520) Nola, un cocinero palaciego El Libre del Coch o Libro de guisados de Ruperto de Nola es quizás el documento más interesan...